Con gran participación del público en formato virtual, se dio la apertura del 2i,  en un primer día cargado de importantes speakers como Jorge Percovich (CEO de Havas Latam), Camilo Guanes (CCO de Oniria TBWA), Anibal Rey (DGC Latamclick) y Josefina Bauer (Fundadora de NAUTA), que desarrollaron el concepto de evolución y adaptación desde diferentes perspectivas.  Pascual Rubiani, Presidente de la APAP, dio la apertura al acto y reproducimos aquí sus reflexiones.

 

¿Cuál es el valor de la publicidad? ¿Cómo se relaciona, hoy, con las marcas en un mundo transformado por lo digital? ¿Cuál es el futuro de la agencia de publicidad? ¿Habrá nuevos modelos de agencia? ¿Las remuneraciones seguirán el mismo camino, o debemos avanzar a nuevos modelos de negocio? ¿Qué rol tiene la publicidad en la cultura, en la transformación social? ¿Por qué, hoy, algunos políticos señalan que la publicidad es un gasto superficial? La idea, la innovación, la narrativa, el arte, ¿siguen siendo valoradas por las marcas, o se volvieron comodities que se compran solo por precio? ¿Asistimos a una época de erosión del negocio, o tenemos oportunidades enormes para seguir creciendo?

 

Venimos a conversar, con preguntas que abren nuestras mentes, con respuestas que no son absolutas ni definitivas, pero estamos seguros de que dos días de conferencias y paneles enriquecerán el debate, y darán pistas, a muchos de nosotros, para encarar el camino de la evolución y la adaptación.

 

Hace 37 años empezaba mi camino en este negocio, tenía 17 años, aún iba al colegio, sin embargo, algunos días de la semana en los que no tenía educación física a la tarde podía dedicarle esas horas al trabajo y, por supuesto, tiempo completo en las vacaciones, por más que me perdía las tardes de pileta y deportes, y compartir con amigos y amigas.

 

En ese entonces, participar de un evento de publicidad era una de las principales atracciones, casi con niveles de producción similares a los de un espectáculo. Recuerdo algunos donde los conferencistas eran Fito Páez o Jan Michel Jarré, quienes ya, en esos tiempos, presentaban ideas innovadoras y disruptivas como las mariposas en tecnicolor, o las grandes ciudades del mundo como escenografías de shows de música y luces animadas por secuenciadores, y sintetizadores.

 

Hoy, después de muchos años, una pandemia nos pone en el camino de adaptar nuestro 2i APAP en su sexta edición a un formato digital, compitiendo en la gran cantidad de opciones de entrenamiento y capacitación o de seminarios y conferencias que el mundo tiene a disposición.

 

De eso se trata evolucionar y adaptarse, y para la publicidad eso no es novedad, lo hemos hecho siempre. De la radio a la TV, de la TV blanco y negro a la TV color, de la impresión tipográfica al offset color, y desde la irrupción de la computadora en el ámbito del diseño a los medios digitales y las redes sociales.

 

La diferencia es la rapidez con la que, hoy, debemos evolucionar, y el cambio como estado permanente. Nuestro negocio ha sido disruptivo y solo podemos seguir vigentes en la medida que nuestras columnas vertebrales estén lo suficientemente fuertes, y con la elasticidad y agilidad para seguir adaptándonos a los nuevos escenarios

 

¿Cuáles son nuestras columnas principales?

 

Primero, el valor de las ideas. Mientras estemos anclados en el Core principal de nuestro negocio, las marcas van a requerir, y lo hacen cada vez más, ideas relevantes y de impacto.

 

Segundo, el conocimiento del consumidor. En la era de las conversaciones, no de las declaraciones ni de los discursos, conocer con quién me relaciono es el gran desafío para las marcas globales que encuentran, hoy, en las marcas de productos, estilo artesanal, a nuevos competidores y, les desafían a alcanzar un relato interesante y atractivo en cada país.

 

No se trata de un falso nacionalismo, no se trata de una onda anti global; se trata de una conversación personal que, más que nunca, requiere para las marcas, que sea sincera y real con su audiencia, para que sigan manteniendo valor. El día de hoy, veremos verdaderos ejemplos de agencias paraguayas, en este sentido.

 

Esta es la gran oportunidad que se nos presenta para las agencias de Paraguay, aunque algunas marcas aún crean que las soluciones vendrán de otros mercados, de otras culturas, el escenario se presenta favorable para todos nosotros. Nuestro mensaje para los anunciantes en Paraguay es que somos una ventaja competitiva para ellos.

 

Por eso, la APAP desde hace ya unos años y continuando en esta directiva ha lanzado una campaña de revalorización de la agencia de publicidad.

 

Creemos en el valor de nuestro negocio. Sabemos resistir, somos resilientes, Sabemos evolucionar, sabemos adaptarnos, pero también debemos aprender a explicar, a hablar a contar de estas novedades a quienes creen que el mundo aún no ha cambiado.

 

Por ahí empezamos, hicimos una campaña de reactivación de la economía señalando que la misma necesitaba publicidad. Y no solo esa campaña fue importante porque era la verdad, sino porque también significa que como agencias aprendimos a hablar bien de lo que nos apasiona, la publicidad. Si queremos a la publicidad debemos tratarla mejor. Todos y en especial nosotros.

 

También queremos dar un mensaje a la sociedad con este evento. La publicidad no solo es entretenimiento o una idea buena que me causa admiración o una posibilidad de conversación entre varios, la publicidad es un engranaje fundamental para una economía de mercado. Sin publicidad no tendremos la síntesis para la elección de un determinado producto. Sin publicidad no habría informaciones de precios y promociones, no se generaría mayor competencia entre los oferentes que mejoraran día a día para poder conquistar nuestra preferencia. La publicidad ayuda a la calidad de vida de las personas a un mejor precio.

 

Publicidad es información para la toma de decisiones como ciudadanos, necesitamos conocer y saber lo que pasa, necesitamos sentirnos parte de un proyecto común como nación y como país. Necesitamos participar y decidir con nuestro voto.

 

A cada paso que damos, en términos de consumo y de ciudadanía, la publicidad y la comunicación son necesarias. De ninguna manera, somos superfluos como algunos nos quieren calificar, al contrario, somos necesarios, y estamos trabajando en la APAP para que los procesos de compra del sector público, de la producción y pauta publicitaria, sean transparentes y no sean copadas por la corrupción y los oportunistas que quieren hacer de nuestro negocio, un espacio para la componenda.

 

Nuestra industria no es una isla, nuestra esencia es creativa y nos relacionamos con las expresiones de la cultura, somos parte de un sector cada vez más importante de la economía lo que se define como la “economía naranja”, la materia prima con la que trabajamos es nuestra materia gris, nuestra trayectoria de vida, nuestra educación son los motores para el desarrollo de ideas poderosas y rentables para nuestros clientes.

 

El gran desafío que tenemos es seguir atrayendo a los mejores talentos del país, el gran desafío que tenemos es seguir formando a los mejores profesionales dentro de nuestras agencias. Hoy, competimos con otras industrias creativas, pero estamos seguros de que podemos seguir siendo uno de los mejores lugares para trabajar como lo hemos sido a lo largo de la historia.

 

Para eso, debemos entender que el negocio es como una mesa de varias patas, y debemos acordar entre todos que, solo valorando a las agencias, valorando a las ideas, valorando a las personas que dedican su vida a la publicidad, vamos a poder seguir siendo ese espacio de crecimiento personal, profesional, artístico y económico que siempre hemos sido.

 

Es el momento de una conversación sincera con los clientes y con los medios, tradicionales, nuevos, emergentes, sobre este tema. Y es una conversación pendiente entre nosotros, también. Si entregamos valor, cuidemos ese valor con una buena remuneración, que la competencia no nos haga perder la perspectiva.

 

Por eso, también, crecemos en la camaradería en la APAP, debemos respetarnos como colegas, debemos entender las posibilidades de cooperación que tenemos entre nosotros. Este 2i tiene la ventaja de poder hacer accesibles a grandes conferencistas internacionales, aun así, hemos insistido en un protagonismo de conferencistas paraguayos. Nosotros tenemos muchos casos de éxito que contar, nosotros tenemos datos e informaciones que aportar. La APAP se manifiesta, hoy, como expresión de una industria madura con un informe de medios que ya esperado por todos los marketeros porque aporta datos concretos de inversión y marca las tendencias de la pauta publicitaria para los próximos años.

 

 

 

Serán dos días intensos, como publicista espero que sea memorable. En un FIAP en los inicios de los años 90 asistí a una charla de Luis Bassat, el fundador de Bassat Ogilvy en España y que fuera un amigo del mítico David Ogilvy. Cuando empezaba su charla, se sacó el saco que llevaba puesto y lo tiro a la audiencia, a continuación, dijo en 20 años adelante, lo único que van a recordar de esta charla será que me saqué el saco y le tiré a ustedes. Es así, es lo único que recuerdo. ojalá que cada uno, desde sus oficinas o sus hogares, recoja el saco que hoy la APAP se saca y les tira, para que podamos convertir este evento en algo memorable para nuestras vidas.